Virus para consolas: ¿nueva preocupación para los usuarios?

En este artículo vamos a referirnos a los primeros códigos maliciosos (Format.A, Tahen.A y Tahen.B) específicos para las videoconsolas PSP, PlayStation Portable de Sony y Nintendo DS, y cuyo objetivo es provocar daños en dichos dispositivos.

Format.A, Tahen.A y Tahen.B, aparecidos recientemente, son tres troyanos extremadamente dañinos, ya que borran archivos críticos para el funcionamiento de las citadas consolas, llegando a inutilizarlas de manera irreversible en el caso de PSP.

Para propagarse, Format.A se hace pasar por una herramienta desarrollada para poder ejecutar código no firmado en las consolas PSP.

Por su parte, los troyanos Tahen tratan de hacerse pasar por aplicaciones no oficiales para la consola Nintendo DS, pero cuando el usuario las instala, sobrescribe determinadas áreas del firmware (software embebido en un determinado hardware) de la consola Nintendo DS y de los dispositivos G6, XGFlash, SuperCard y GBAMP (que permiten grabar cartuchos con software para ejecutarlo en la consola).

A primera vista, se trata de un grave problema, ya que afecta irreversiblemente a dispositivos de elevado coste económico. Sin embargo, si los usuarios se limitan a utilizar la consola de la forma en la que indican los fabricantes, la probabilidad de infección es casi nula.

Luis Corrons, director de PandaLabs, duda de que estos códigos maliciosos puedan difundirse de forma masiva. Las consolas de videojuegos, declara, no están pensadas para la incorporación de software ajeno a los fabricantes oficiales.

Para que los códigos maliciosos detectados hasta ahora puedan llegar a una de estas consolas es preciso que el usuario tenga la voluntad expresa de ejecutar en su aparato aplicaciones no provenientes de desarrolladores autorizados. Pero debe tenerse en cuenta que, al igual que ocurre en el caso de los ordenadores, la descarga y ejecución de software proveniente de fuentes no seguras implica siempre un grave riesgo de seguridad.

En cuanto al futuro de los códigos maliciosos para consolas de videojuegos, Luis Corrons no cree que puedan llegar a convertirse en un verdadero motivo de preocupación. De momento, lo único que podríamos decir con cierta seguridad es que seguirán apareciendo códigos maliciosos similares a los ya detectados, dado que las instrucciones para su creación se pueden encontrar fácilmente en Internet.

En cuanto a que puedan aparecer otros códigos maliciosos que sí sean verdaderamente peligrosos para todos los usuarios de este tipo de dispositivos, dependerá principalmente de las funcionalidades que los fabricantes vayan incorporando en las nuevas versiones de sus productos, así como de las medidas de seguridad que utilicen a la hora de implementarlos.

Para evitar ser víctima de los códigos maliciosos que afectan a las consolas, PandaLabs ofrece los siguientes consejos:

  • Evitar la introducción de discos UMD y MemorySticks para la PSP, o de cartuchos DS que no hayan sido grabados por un desarrollador autorizado.
  • No establecer comunicaciones externas (USB, IrDA o WiFi) con otras consolas u ordenadores que no sean de confianza y que puedan transferir información no deseada.
  • No intentar, por ningún medio, la ejecución en las videoconsolas de aplicaciones provenientes de desarrolladores no autorizados.
  • Si a pesar de todo, se desea instalar algún paquete de software en la consola, debería ser analizado previamente en un ordenador que cuente con un software antivirus de confianza y perfectamente actualizado.

Post Author: Panda Security

Panda Security es una de las principales compañías mundiales que crea y desarrolla tecnologías, productos y servicios de seguridad que mantienen las instalaciones informáticas de sus clientes libres de virus y demás amenazas informáticas con el menor Coste Total de Propiedad.
Para conseguirlo, Panda innova continuamente y trabaja en equipo internamente y junto con sus clientes, proveedores y colaboradores bajo los principios de la Calidad Total o Excelencia.